martes, 24 de marzo de 2009

0

La convicción en el cine

He visto en DVD la película Reflejos de Alexandre Ajá y, visto que no es un filme original (está basado en una peli coreana de 2003), lo que más me interesa es la convicción del director para creerse la historia, contárnosla como si fuera nueva y hacernos partícipes.
Algo que no siempre se logra.
Ahora me viene a la memoria Mamma mia!, a priori un imposible tostón musico-teatral para féminas. Visto el resultado (por cierto, dirigido por la misma señora que realizó su puesta en escena en Broadway), debo confesar que no sólo se ve con agrado, sino que llega a convencer por momentos.
Eso es algo de lo que debería tomar nota Spielberg en Indiana Jones y el reino de la calavera de cristal (¿de verdad no había un título mejor?): un filme que a priori lo tiene todo (emoción, aventuras, expectación por el público que la esperaba) y que lo tira por la borda tras la primera escena.
Lo dicho, si no te crees lo que filmas no hay cine.
Lo de Spielberg era un simple negocio y como tal funcionó.
Hay mucho más cine-cine en la teatral Mamma mia! y en el remake Reflejos que la decepcionante Indiana Jones IV.
Y eso es todo mérito del director, en cada uno de los casos citados.
¿Para cuándo en ENCADENADOS un monográfico sobre grandes aciertos y grandes desastres de la Historia del cine?

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts with Thumbnails