sábado, 6 de marzo de 2010

0

Crítica de Arena


Los toros en documental 1 2 3 4 5
Escribe Carlos Losada



Günter Schwaiger nació en Austria en 1.965. Formado en etnología y arte en la Universidad de Viena, aparte de dedicarse al mundo del cine, en su vertiente documental, también hace trabajos para el teatro y la ópera. Afincado en España desde hace años, nos ofrece con Arena un interesante documental sobre los toros, sus gentes, sus luchas, sus opiniones, y sus detractores.

Comenzando con la lucha de unos jóvenes novilleros, en el mundo de hoy, por intentar ser toreros, Schwaiger nos va enseñando las diversas facetas del mundo taurino con un punto de vista, que quiere ser analítico, y que a veces se enfrasca en algunos tópicos, que creíamos superados, sigue a esos futuros toreros y los va mezclando con diversos veteranos, desde toreros a banderilleros y apoderados, para documentarnos sobre ese mundo que arrancó presumiblemente en Grecia, y que nos llega, tal vez desvirtuado por las interesadas polémicas de antitaurinos y defensores de los llamados “derechos de los animales”, en una distorsión que no nos deja ver las cosas como son.

Y las cosas de los toros, de ese mundo particular, emocionante y popular, no son para despacharlas sin más, sino para mirarlas con atención, sopesando adecuadamente, y sin impertinentes anteojeras, donde está, y por qué, el arte de la tauromaquia, que hombres, tan notables como sensatos, no dudaron en plasmarlos en pinturas ya inmortales y en declaraciones y movimientos, escritos y novelas, que ya están anclados en nuestra retina, y hasta diríamos que en nuestra memoria colectiva.

A través de esos novilleros españoles, y recalando información e imágenes de Francia, Portugal o Colombia, el documental nos va mostrando, sin juzgarlo, ese arte de la tauromaquia que se adentra en el siglo XXI con más naturalidad, sencillez, trabajo, esfuerzo y sacrificio, que toda esa retahíla de pomposas y falsas palabras que suelen pronunciar los antitaurinos de defensores de los derechos de los animales, para destacar que no importa que desaparezcan las dehesas o el bosque mediterráneo, si así se acaba la fiesta de los toros y el maltrato animal.

Pues muy bien por esas manifestaciones que se recogen en este buen documental, porque si desaparece nuestro entorno luego no tendremos tiempo ni de quejarnos, porque ya habremos perecido. O sea, que la sensatez de esas gentes, como puede verse y oírse, tiene tal grado de incongruencia que se comentan por sí solas.

Lo que le achacamos a Günter Schwaiger es que no se implicara más, y no en el sentido de tomar partido, antes al contrario, en intentar más imágenes taurinas, algunas hay, que muestren plenamente ese arte que algunos niegan, y tal vez porque no se dan cuentan que el hombre y el animal, en el mundo de los toros, están en igualdad de condiciones. De todas formas, es muy aconsejable su visionado.



No hay comentarios:

Publicar un comentario

Related Posts with Thumbnails